5 formas de organizar la información

Una de las principales funciones de la arquitectura de la información es ayudar a las personas a encontrar las cosas que buscan, ya sean libros en una tienda virtual, o sus calcetines en un cajón. Aunque la formas en que podemos agrupar los artículos en un set de data parecen infinitas (o por lo menos tan grandes como el set de data), ayuda recordar que solamente existen cinco formas básicas de organizar la información: por ubicación, en órden alfabético, por tiempo, por categoría, o por jerarquía. Veamos cada uno de estos esquemas de organización en más detalle.

Ubicación

Las estructuras de organización por ubicación se usan cuando estamos presentando artículos que se distinguen por su procedencia o ubicación actual — sean provincias en un país, o los órganos del cuerpo. Es un esquema útil cuando los usuarios del contenido conocen la ubicación general de los artículos; obviamente hay muchas situaciones en que no aplica.

Ejemplo: el World Factbook de la CIA presenta información enciclopédica sobre todos los países del mundo:

CIA World Factbook

Alfabeto

El órden alfabético es útil cuando se quiere organizar enormes cantidades de información, y los artículos son relativamente homogéneos (por ejemplo: nombres en un directorio telefónico). Dado que todo el que sabe leer y escribir conoce el órden alfabético, el alfabeto es un punto de referencia útil. El problema con este esquema es que su utilidad depende de que todos los artículos tengan más o menos el mismo valor jerárquico, y que el usuario sepa de antemano el nombre del artículo que está buscando.

Ejemplo: la Unión Europea provee una lista de bases de datos en órden alfabético:

Bases de datos de la Unión Europea

Tiempo

Los esquemas cronológicos, o por tiempo, sirven para organizar eventos que ocurren en secuencia, o que tienen una duración concreta. Estos esquemas ayudan a mostrar la relación temporal que existe entre dos o más artículos o eventos. Naturalmente, hay muchos tipos de data para los que estas estructuras cronológicas no funcionan.

Ejemplo: la búsqueda avanzada de Google permite organizar los resultados cronológicamente en algunos casos. Mira esta búsqueda por la historia del cristianismo:

Google: historia del cristianismo

Categoría

La organización por categoría es una de las más comunes: consiste en agrupar los artículos en base a categorías conocidas. Se presta para organizar artículos que tienen el mismo nivel de importancia, pero cabe resaltar que las categorías idealmente deben ser conocidas de antemano por la audiencia para que el esquema haga sentido.

Ejemplo: el sitio de las Páginas Amarillas provee listados de negocios en base a categorías:

Páginas Amarillas

Jerarquía

La organización por jerarquía es útil cuando los artículos a estructurar varían de importancia, de mayor a menor y vice-versa, o cuando representan volúmenes diferentes. Una de las diferencias con la organización categórica es que en la organización jerárquica existe una relación numérica (o diferencias de valor) entre los artículos.

Ejemplo: MercadoLibre permite mostrar los listados de productos en órden de precio (mayor a menor, y vice-versa):

mercadolibre

Cabe resaltar que es raro ver una de estas cinco modalidades empleada exclusivamente en un sitio; normalmente se usan varias en conjunto. Por ejemplo, en el caso de MercadoLibre que mostré arriba, la organización jerárquica aparece después de haber navegado 1) una organización por ubicación (seleccionar el país que quieres ver), y 2) una organización categórica (escoger un tipo de productos, en este caso cámaras digitales). Al diseñar el flujo de navegación, lo más importante es determinar cuál esquema es el más indicado para el tipo de información que se quiere organizar, y cuáles son los esquemas que van a ser más obvios para la audiencia del sitio.

Si te interesa este tema, te recomiendo el libro Information Anxiety 2 (“Ansiedad Informática 2″) de Richard Saul Wurman. Ya está un poco desactualizado, pero es un clásico de la arquitectura de la información, y la fuente de muchas de estas ideas. (Tu compra a través de este link de Amazon ayuda a sufragar los gastos de este sitio.)

Un pensamiento en “5 formas de organizar la información

  1. Ivon Fernandez Perez

    Me parece muy interesante todo lo que aqui se dice, quiero agregar algunas cosas que creo de alguna forma tambien ayudan a los usuarios a encontrar la informacion que buscan de una forma mas sencilla.

    en la web la informacion se organiza mediante 2 esquemas:

    Un esquema definen las características comunes de los elementos del contenido e influyen en el modo en que se agrupan esos elementos.
    Tipos de esquemas
    Exactos: Dividen el contenido en secciones bien definidas y mutuamente excluyentes.
    Ambiguos: Dividen la información en categorías que se resisten a la definición exacta. Están influenciados por la ambigüedad del lenguaje y la subjetividad humana.

    Tipos de esquemas:

    Exactos:
    Alfabético
    Cronológico
    Geográfico
    Forma
    Ambiguos:
    Temáticos
    Funcionales
    Para públicos específicos
    Conducidos por metáforas
    Híbridos

    Estructuras de organización de la información:

    Las estructuras definen las relaciones entre los grupos de contenido y los elementos que lo integran. Define las formas primarias en que el usuario puede navegar.

    Tipos de estructuras:
    Jerárquicas
    Hipertexto
    Modelo de Base de Datos Relacional

    Hipertextual:
    Forma no-lineal de estructurar la información. Contiene dos componentes primarios: los nodos que serán enlazados y los vínculos entre estos.Las hipertextuales pueden ser
    1.Secuencial
    2.De rejilla
    3.De Tela de Araña

    Modelo de Base de Datos Relacional
    Estructura la información en tablas con registros (filas) y (campos). Permite la búsqueda global y la validación de datos. Se aplica mejor a conjuntos de información homogénea en sitios de gran tamaño.

    Tambien estan los sistemas de navegación que e emplean para trazar el curso del usuario en su proceso de consulta., determinar su posición, y hallar el camino de regreso. Aportan sentido de contexto y comodidad.
    1.Globales
    2.Locales
    3.Especificas

    Globales:
    Buscan la posibilidad de navegación tanto a lo profundo como a lo largo del sitio. Permiten navegar desde y hacia todos los elementos del sitio.

    Locales:
    Sistema de navegación propio de un subsitio.
    Específicos:
    Es más una característica editorial que de arquitectura. Se emplean cuando no es posible clasificar las relaciones entre las páginas.

Los comentarios están cerrados.